Terapia de modificación de conducta

Programa de modificación de conducta personalizado

Después del diagnóstico se diseña un programa de modificación de conducta específico para la patología del animal y su entorno. Mientras que los psicofármacos ayudan a mejorar el estado emocional, la modificación de conducta pretende adaptar al paciente al entorno o estímulo problemático, por eso se diseña especifica e individualmente después del diagnóstico.

Este programa de modificación de conducta consiste en aplicar unas técnicas de aprendizaje para cambiar la percepción que tiene el animal de los estímulos de su entorno. Las dos técnicas que más se usan son:

Contracondicionamiento

Técnica de condicionamiento clásico que se opone al condicionamiento establecido previamente e intenta sustituir una respuesta condicionada negativa por una respuesta condicionada positiva.

Desensibilización Sistemática

El objetivo es aumentar el espacio en el que animal se siente seguro en presencia de un estímulo que le genera miedo o estrés. Al inicio del tratamiento la exposición al estímulo debe ser de baja intensidad, con el animal relajado y progresivamente esta exposición se va haciendo más intensa hasta conseguir que el animal se adapte a su entorno.

Ambos procedimientos surgen a partir de la teoría del aprendizaje y suelen utilizarse de manera combinada. Estas estrategias de modificación de conducta siempre se apoyan con un programa de educación básica con refuerzo positivo que mejora el control del animal para que la respuesta de éste al tratamiento sea más fácil y rápida.